jueves, 1 de noviembre de 2018

1 de Noviembre: Todos los Santos, por Celestiono Hueso


Cada día comentamos la vida y milagros de algún santo. De vez en cuando recibo un mensaje “Hoy es san fulanito, el santo de mi hijo” “hoy es san menganito, patrón de la Conchinchina. Aquí se hace una fiesta por todo lo alto.”

El año tiene 365 días y el número de los santos es incontable según dice el Apocalipsis por eso la Iglesia ha colocado la fiesta de hoy para que quepan todos los santos habidos y por haber. Desde el más sublime hasta San Cucufate, patrón de los carboneros.

También entran en esta celebración todas las personas que están en la presencia de Dios en su Reino. No están en la lista oficial de santos pero lo son. Entre ellos debe haber muchísimos familiares de cada uno de nosotros.

Bien, quiero recordar que los santos están para que los celebremos, pero sobre todo para recordarnos que los llamados a la santidad somos todos “Sean santos, porque yo soy santo” nos recuerda el Señor en el Antiguo Testamento; y Jesús nos dirá “sean perfectos como Dios es perfecto” Y es que en el Cielo hay una fiesta grande y estamos todos invitados. La entrada es solamente un corazón generoso cargado de amor. Eso sí es una fiesta como Dios manda. Vale la pena aceptar la invitación.

Hoy celebramos a todos los que ya acudieron y están celebrando la Fiesta que nunca se acaba porque es una fiesta de amor y el anfitrión es Dios.

Es un día de alegría aunque, infortunadamente, nosotros le hemos dado un sentido medio tristongo al celebrar a nuestros difuntos, acudiendo en masa a los cementerios, cuando la fiesta de los Fieles Difuntos, en realidad, es mañana. Una vez más confundimos la velocidad con el tocino.

Hoy sí, felicidades a todos y buenos días.

+ SOBRE TODOS LOS SANTOS  

No hay comentarios: